NUESTRA POSTURA ANTE EL INTENTO DE EXCLUIR A UN DIPUTADO DEL BLOQUE FPV-PJ

Justo al inicio de la campaña electoral, se intenta excluir a un diputado nacional bajo una causal de la cual no existen antecedentes en la historia parlamentaria Argentina: no existe una sola condena en sede judicial contra Julio De Vido, solo notas en los medios masivos de comunicación que tergiversan realidades. Es por ello que se intenta suplir la falta de pedido de desafuero del Poder Judicial, por una falsa causal de indignidad moral, en lo que constituye un claro caso de persecución política.

20139724_1942878305971202_3966571167650699188_n (1)

Además nuestra Constitución es clara: si los votantes han elegido a su representante, la causal de exclusión debe ser sobreviniente, situación que no existe en este caso.

La medida que intenta aplicarse tiene severos efectos, por lo que su utilización es –y debe ser– extremadamente excepcional, en supuestos que tampoco se verifican en este caso. Debe existir un debido proceso, a fin de saber si el desempeño de De Vido como legislador resulta indecoroso a tal punto de que no sea factible que pertenezca más a la Cámara de Diputados. A nuestro entender no existe motivo para que se lo aparte, y la justicia no se ha expedido respecto de las denuncias que ha hecho el partido opositor en su contra.

De Vido es De Vido, tiene la misma situación procesal desde que asumió como diputado y no ha cambiado en nada su modalidad de desenvolverse frente a la Justicia en todo este tiempo, menos aún como legislador, y esta modalidad ha sido cumplir con todos y cada uno de los requerimientos del Poder Judicial.

Hablan de procesamiento, y se olvidan de que el presidente Mauricio Macri estaba procesado al momento de asumir su envestidura.

Rechazamos firmemente esta maniobra porque sólo contiene oportunismo político, que en época electoral sólo busca engañar a los votantes en pos de una estafa similar a la que cometieron en 2015.

En la reunión de la comisión de Asuntos constitucionales, la diputada Diana Conti advirtió que “todo es arbitrario y nulo de nulidad absoluta, y los diputados que sigan adelante con esta maniobra deberán responder por sus actos ilegítimos”.

En tanto, Nilda Garré afirmó: “Es evidente que hay una estrategia del actual Gobierno nacional de poner como eje de todas las discusiones de este momento histórico la corrupción de nuestro espacio político. No hablan de que ya tienen unos 70 funcionarios imputados en la Justicia”.

Por su parte, Rodolfo Tailhade señaló que “lo que suponíamos iban a ser los argumentos centrales para fundamentar los proyectos en perjuicio del diputado De Vido, se transformó en una catarsis personal de la diputada Carrió, reconociéndose en campaña y reconociéndose enemiga del diputado”.

Finalmente, el diputado Guillermo Carmona lamentó que “haya diputados de la oposición que se presten a este juego, que dura poco y se corre el riesgo de que en el futuro la situación se repita con otros oficialismos. No olvidemos que está pendiente el juicio político contra el presidente Mauricio Macri por el tema del Correo”.